DANIEL JACOBS ESPERA SU SEGUNDA OPORTUNIDAD

(adsbygoogle = window.adsbygoogle || []).push({});

Daniel Jacobs sonrió en su esquina después de una tercer asalto lleno de acción, luciendo complacido de estar en una pelea difícil. No estaba claro si ganaría hasta que noqueara a Maciej Sulecki con el tipo de golpe que quiere lanzar contra los nombres más importantes de la división de peso mediano.

La caída en el asalto 12 ayudó a Jacobs a ganar una decisión unánime la noche del sábado, fortaleciendo sus esperanzas de obtener otra oportunidad por el título. Jacobs logró una pelea competitiva, ganando con puntajes de 117-110, 116-111 y 115-112 y recetandole al boxeador polaco su primera derrota.

Jacobs (34-2-0) se convirtió en el retador obligatorio del título de 160 libras de la AMB, dando al popular boxeador de Brooklyn las esperanzas de una oportunidad de vengar su derrota ante Gennady Golovkin del año pasado.

“Realmente creo que gané la pelea con ‘GGG’ pero los jueces lo vieron de manera diferente. Esto es boxeo y sé que esto es para lo que te apuntas cuando te pones los guantes por primera vez”, dijo Jacobs a Sky Sports. “Me presentaría y sería más agresivo en una revancha.

El hecho de que anulamos a Golovkin que no habíamos visto antes y fui yo quien conectó más golpes de poder cuando es conocido como el golpeador devastador dice mucho. Yo sintonizaría las cosas de manera diferente pero sería lo mismo mentalmente. Probé que pertenecía y lo tomaré en mis manos un poco más si vamos por segunda vez”.

Jacobs tuvo un momento mucho más difícil con Sulecki (26-1), quien pareció ganar confianza a medida que avanzaba la pelea y estaba obteniendo lo mejor de parte de la acción en las últimos asaltos hasta que Jacobs lo atrapó con un derechazo directo a la cabeza temprano en el 12, enviando a Sulecki a la lona mientras los fanáticos de Brooklyn gritaban por el boxeador local.

Hubo cantos de “Brook-lyn, Brook-lyn” anteriormente en la pelea, por parte de los fanáticos locales que conformaban la multitud anunciada de 7,892 en el Barclays Center. Pero la sección vocal de los fanáticos polacos creció más fuerte en los últimos asaltos a medida que su boxeador se recuperaba.

Habían intercambiado golpes duros en los últimos segundos del tercero, y Jacobs sonrió después como satisfecho por la acción. Decepcionado de que Luis Arias se puso a la defensiva y tuvo que conformarse con una decisión en su última pelea, Jacobs parecía disfrutar de estar en una pelea real el sábado. Lo ganó encontrando la manera de ser un poco más rápido que Sulecki en sus intercambios. Pero el promotor Eddie Hearn ha estado llamando a Jacobs el mejor mediano del mundo, y en ocasiones el sábado apenas era el mejor mediano del ring.

Fuente: BoxingScene / Traducción por La Esquina Neutral Staff

Leave a Comment

Your email address will not be published.