¿EL RESURGIR DEL BOXEO?

Por: Carlos González (Boxeo Sin Filtro) / La Esquina Neutral Staff

Hace unos años atrás, el poderoso manejador Al Haymon, hizo un refrescante movimiento en el boxeo, al remover a la mayoría de sus peleadores de HBO y Showtime de caneles ‘premium’ que el fanático necesitaba pagar dinero extra, para poder tenerlos en su guía televisiva. Haymon, no se ‘casó’ con ninguna cadena televisiva y las peleas de sus boxeadores son transmitidas por CBS, NBC, FoxSports y una que otra por Showtime. Hace unos meses Bob Arum, fundador Top Rank sorprendió a todos al dejar a HBO para unirse a ESPN, cadena televisiva que transmitirá la mayoría de la peleas de dicha promotora de boxeo, siguiendo el molde exitoso que le ha dado frutos a Al Haymon. Entra las peleas que resaltan en el poco tiempo de esta alianza, resalta la pelea donde estuvieron en juego los cuatro cinturones principales en juego, donde Terence Crawford noqueó al previamente invicto, Julius Indongo y la derrota de Manny Pacquiao contra Jeff Horn en Brisbane, Australia.

HBO, ni corto ni perezoso, no se quedó de brazos cruzados y anuncio su alianza con Matchroom Sport, presidida por el inglés Eddie Hearn. Hearn tiene su base en Europa. Entre los peleadores que tiene firmados bajo su promotora, sobresalen Anthony Joshua, Kell Brook, James DeGale, Martin Murray, entre otros. Recientemente anunciaron la firma del peleador estadounidense Daniel Jacobs.

Este tipo de alinzas entre promotoras y televisoras a mi percepción le hará un bien al boxeo. Las televisoras que solo dominaban eran HBO y Showtime, ahora tienen otros competidores serios, pues sus competidores son canales más accesibles a los arriba mencionados, aparte de que entre Arum y Haymon, acaparan la mayor cantidad de boxeadores que los fanáticos siguen y precisamente estos estarán peleando en dichos canales accesibles. Esto, obligará a HBO y Showtime a salir de su zona de ‘confort’ en la que estuvieron por décadas y se verán obligados a ofrecerle a su público peleas mucho más competitivas de lo que nos venían ofreciendo.

Viendo todo lo que ha pasado este año en el boxeo, me atrevo a decír que el boxeo tendrá un pronto resurgir del abismo donde estuvo atrapado. La revancha entre Leo Santa Cruz y Carl Frampton abrió el año. Danny García enfrentó a Keith Thurman en una unificación, Miguel Angel García subió una división para enfrentar a Adrien Broner, Terence Crawford y Julius Indongo batallaron por la supremacía de los ‘junior welters’. Anthony Joshua y Wladimir Klitschko protagonizaron una épica pelea en peso completo ante 90 mil almas. Saúl Álvarez por fin enfrentó a Gennady Golovkin, la Cartelera de los supermoscas que ofreció HBO, mientras que ESPN cerrará fuerte el año cuando el cubano Guillermo Rigondeaux suba dos divisiones a retar al ucraniano Vasyl Lomachenko.

Como ven, ninguna de estas alianzas entre promotoras / televisoras quieren quedarse atrás y nos han estado ofreciendo lo mejor de ellas durante el corriente año, ehemos sido testigos de esto. El próximo años veremos más peleadores europeos siendo protagonistas en carteleras de HBO y podremos disfrutar sobre del talento de los boxeadores del otro lado del mundo. Arum arriesgó a su joya ucraniana, ante el peligroso ‘Chacal’ cubano, De La Hoya hizo lo propio enfrentando a Canelo ante GGG y Haymon siempre tiene excelentes carteleras. Al parecer, estamos en un resurgimiento boxístico, compañeros. ¡En hora buena!