SCHAEFER: NINGÚN RETO ES GRANDE PARA MIKEY

(adsbygoogle = window.adsbygoogle || []).push({});

Nada de lo que Mikey García intenta lograr dentro de un ring de boxeo sorprendería a Richard Schaefer. El veterano promotor ni siquiera se sorprendería si García eventualmente sube al peso welter para desafiar al invicto campeón de la FIB Errol Spence Jr. Esa pelea podría ser un poco demasiado ambiciosa incluso para el altamente calificado García, pero ha discutido su posibe incursión en el peso welter. La victoria por decisión unánime de García sobre Sergey Lipinets en su pelea por el título a 12 asaltos y 140 libras el sábado por la noche lo convirtió en campeón mundial en una cuarta categoría de peso.

 El nativo de Oxnard, California, espera regresar al peso ligero para su próxima pelea. García, de 30 años (39-0, 30 KOs), que también es dueño del campeonato del CMB de 135 libras, ha mencionado las peleas de unificación del título ligero contra el campeón de la AMB Jorge Linares (44-3, 27 KOs) y el campeón de la FIB Robert Easter Jr. (21-0, 14 KOs) como sus principales opciones, y en ese orden. En su siguiente pelea, el recién coronado campeón de peso junior welter de la FIB podría pasar por alto la división de 140 libras en la que ahora ha vencido a Lipinets (13-1, 10 KOs) y Adrien Broner (33-3, 24 KOs, 1 NC) a hacer su debut en el peso welter.

“Le dije ‘hombre, me vas a dar un ataque al corazón'”, dijo Schaefer, cuya compañía promovió la cartelera encabezada por Garcia-Lipinets en el Coliseo Freeman en San Antonio. “Es como, ‘Oh, no me importaría pelear contra alguien como Errol Spence.’ Y le dije: ‘Oh, debes estar bromeando’. Me dice: ‘Oh, no, no, no’. Realmente creo que es una buena pelea”.

“Así que quiere seguir desafiándose a sí mismo para pelear contra los mejores. Y creo que ese es el sello distintivo de un gran boxeador de todos los tiempos, de un boxeador realmente bueno, que cree en sí mismo, que puede pelear contra cualquiera y contra todos, y que puede vencer a todos. Entonces tendremos que ver. Quiero decir, con Mikey, nada me sorprende. Ningún desafío es demasiado grande para él”. Al igual que García, Spence es generalmente considerado como uno de los 10 mejores boxeadores, libra-por-libra, en el deporte. Sin embargo, Spence (23-0, 20 KOs) tendría una ventaja de tamaño sobre García, y es considerado uno de los pegadores más poderosos dentro de la división de las 147 libras.

García no mencionó específicamente a Spence durante la conferencia de prensa posterior a la pelea la madrugada del domingo, pero sí discutió la posibilidad de pelear en el peso welter. “Después de pelear en peso ligero, estaré disponible para cualquier opción, ya sea en 140, o posiblemente a 147”, dijo García. “Quiero asumir desafíos porque esa es la única manera en que seré recordado. Ya sabes, si tomo peleas más fáciles, no será así, las personas no te darán el reconocimiento. La gente no te aceptará como un campeón. Pero si asumes los mayores desafíos disponibles, la gente siempre te amará por eso”.

Fuente: BoxingScene / Traducción por La Esquina Neutral Staff