SCOTT QUIGG NO LE INCOMODA SER EL ‘UNDERDOG’

(adsbygoogle = window.adsbygoogle || []).push({});

El ex campeón mundial súper gallo de la AMB Scott Quigg no está molesto por el hecho de que será etiquetado como el menos favorecido en una pelea planificada con el campeón de la OMB de peso pluma Oscar Valdez. El gerente general de Top Rank, Bob Arum, quien promueve a Valdez, reveló la semana pasada que el acuerdo para pelear contra Quigg estaba cerca. El promotor de Quigg, Eddie Hearn, se hizo eco de esa información. Según Quigg (34-1-2, 25 KOs), el acuerdo está “99% hecho” para el 10 de marzo en el Stubhub Center en Los Angeles, California. La pelea encabezaría un evento televisado de ESPN. Valdez (23-0, 18 KOs) es visto como una estrella en ascenso en el peso y uno de los boxeadores que Arum realmente está presionando en la televisión.

La mayoría de los expertos en boxeo elegirán al Valdez más joven para ganar, pero Quigg está muy motivado para alterar esas probabilidades. Los dos boxeadores se enfrentaron en el pasado. “No ha puesto un pie en falso. Ha tenido 23 peleas, 23 victorias y 18 nocauts. Ha hecho todo bien”, dijo Quigg a BBC Radio Manchester. Los estadounidenses lo están construyendo como la próxima gran estrella, así que probablemente sea un poco desfavorecido, eso es lo que la gente pensará. No me veo como un ‘underdog’. Todo lo que sé es que tengo que poner el trabajo y estoy seguro de que puedo hacer el trabajo”.

Quigg ha estado reconstruyendo su carrera desde que perdió una cerrada decisión a doce asaltos contra Carl Frampton en febrero de 2016. Desde esa derrota, Quigg contrató al entrenador del Salón de la Fama Freddie Roach y ascendió a la división de peso pluma y obtuvo victorias sobre José Cayetano, Viorel Simion y Oleg Yefimovych. Quigg tiene solo 29 años y ya está trazando su futuro en el deporte. El boxeador de Bury cree que puede pelear por al menos otros cuatro o cinco años. “Como un boxeador más pequeño, si cuidas de ti mismo puedes prolongar tu carrera, pero yo diría que tienes 33 o 34, como máximo”, dijo Quigg.

“Cuando no soy tan bueno como lo era debido a la desaceleración de las reacciones, no continuaré porque he dedicado demasiado y es un deporte demasiado duro como para perder el tiempo”.

Fuente: BoxingScene / Traducción por La Esquina Neutral Staff